Noticias

02.09.2010 |

Seminario “La Izquierda post Bicentenario”

Fernando Atria, Guido Girardi, Lautaro Carmona y Marco Enríquez-Ominami expusieron sus visiones respecto a este sector político.

Conocer lo que se  entiende hoy por izquierda chilena y cuáles son los desafíos que se plantea este sector para los próximos años fue el objetivo del seminario “La Izquierda post Bicentenario”, realizado el jueves 2 de septiembre en la Universidad del Desarrollo.

Organizado por la Facultad de Gobierno y por la Dirección de Asuntos públicos y Comunicaciones de la UDD, esta actividad reunió al senador PPD Guido Girardi, al diputado PC Lautaro Carmona, al ex candidato presidencial Marco Enríquez-Ominami y al abogado y profesor de la Universidad de Chile y de la UAI Fernando Atria.

Este último fue el encargado de abrir el evento con una exposición en la cual explicó que la Izquierda chilena debe reconocer en su historia pasada cosas que probablemente le incomodan  y no pretender partir de cero, “lo cual es un imposible”, aseguró.

Agregó que el tema de la Izquierda ha girado en torno a dos posiciones sin que haya una narrativa, “es decir, o se trata de bautizar  ideas de izquierda aquellas cosas que no son de izquierda,  como el modelo económico, o bien se asumen posturas de rechazo total de todo lo que no es de izquierda”, explicó. En su opinión, la mejor manera para entender a este sector, se expresan en las palabras del presidente de Brasil, Lula da Silva, “quien señaló que tuvo que construir el capitalismo para sentar las bases del futuro socialismo brasilero”.

Tras su intervención, siguió un panel de discusión en el que el senador Girardi explicó que la Izquierda siempre ha sido un proyecto laico, con un enfoque espiritual pero no religioso y por eso se entiende que este sector sea de valores, como el respeto a la vida, al medio ambiente, la solidaridad y equidad, entre otros. Agregó que el gran desafío hoy de la Izquierda es incorporar una serie de temas que están vigentes y que no ha dado cuenta de ello.

Lautaro Carmona, por su parte,  puso énfasis en una serie de acontecimientos que tienen que ver con ciertos sectores, especialmente los trabajadores, donde la Izquierda tiene un rol de defensa. Es así como mencionó el caso de los 33 mineros atrapados en la mina San José, enfatizando que “este hecho ha develado condiciones de trabajo que uno imaginaba de tiempos casi de esclavitud, con una objetiva y permanente inseguridad”.

Finalmente fue el turno de Marco Enríquez-Ominami quien manifestó que la Izquierda ha demostrado que se ha adaptado al mundo y que un claro ejemplo de ello se ve en el tema de adoptar las ideas de mercado. “No obstante, también hay muchos conservadores en este sector y por eso mi postura progresista no fue comprendida”, señaló.