Noticias

“Derecho a Conversar” abordó psicopatologías de la sexualidad

En la segunda sesión del ciclo 2011 participaron la psicoterapeuta psicoanalítica, Ety Rapaport, y el abogado penalista, Hugo Rivera.

selected

Un profundo análisis a las psicopatologías de la sexualidad se realizó en la segunda sesión del ciclo “Derecho a Conversar” que, por tercer año, organiza la Facultad de Derecho de la Universidad del Desarrollo. Los especialistas Ety Rapaport, psicoterapeuta psicoanalítica, y el abogado penalista, Hugo Rivera, revisaron desde sus respectivas áreas el comportamiento de las parafilias sexuales, más conocidas como desviaciones y perversiones.

La psicoperapeuta aseguró que “estos problemas han existido siempre, pero con los medios y el acceso a la información se pueden difundir más fácilmente”. A esto el abogado Rivera agregó que “tenemos un periodismo muy inquisitivo y estamos viviendo en una sociedad de transparencia donde quiere hacerse todo público”.

Rapaport agrupó en tres categorías las principales psicopatologías sexuales: los trastornos somatomorfos, como el síndrome pre-menstrual y la menopausia, que son fisiológicos y no tienen origen psicológico; las disfunciones sexuales, que tienen que ver con síntomas que surgen en el encuentro sexual como alteraciones del deseo, excitación y placer; y, las parafilias o desviaciones sexuales, como pedofilia, necrofilia, fetichismo, entre otras.

Luego, los alumnos presentaron sus dudas en torno a temas como pedofilia, violaciones, homosexualidad y abuso de menores. Sobre esto último, el abogado aseveró que, según datos del Sename, el 84.6% de los abusos cometidos a niños ocurren intrafamiliarmente.

La actividad fue moderada por la coordinadora académica de la carrera, Trinidad Siles y contó con la presencia del decano Pablo Rodríguez Grez.

El próximo encuentro se realizará el jueves 17 de mayo con el ex canciller Hernán Felipe Errázuriz como invitado, quien conversará sobre las próximas elecciones en Perú con el profesor Raúl Campusano sobre las elecciones en Perú.